En toda empresa u organización siempre habrán situaciones que crean malentendidos y desacuerdos, bien sea entre el jefe o entre el equipo de trabajo.

Debido a que el sitio de trabajo es el lugar en donde pasamos más tiempo de nuestro día a día, es importante lograr una armonía para mantener el equilibrio y así, lograr un buen ambiente de trabajo.

Para entrar en materia, una comunicación asertiva se refiere a la capacidad de expresar cómodamente sus sentimientos, así como ejercer sus derechos personales sin negar los derechos de otros.

En esta oportunidad voy a compartir una serie de recomendaciones del especialista Alexander Aguilar, director de “Humano”, una empresa de consultoría y capacitación en competencias blandas, para lograr ser asertivo en el sitio de trabajo y así resolver algún conflicto que se presente de la mejor manera.

 Recordemos que la comunicación es la base fundamental de la convivencia, bien sea en tu espacio laboral, como en tu hogar.

 Aquí las cinco recomendaciones que se pueden aplicar en tu trabajo

  1. Enfócate en ti: “Exprese su manera de pensar y sentir enfocándose en usted, en lo que piensa, lo que no le gustó y por qué no le gusto”, recomienda Aguilar.
  2. No juzgues: El especialista en comunicación asertiva también recomienda que, frente a una situación de conflicto, resuma los hechos y situaciones ocurridas, sin juzgar a nadie.
  3.  Retrasa la conversación si estás enfadado: Asimismo, en el caso de que una persona esté enfadada, deberías retrasar la conversación para otro momento, donde ambos estén en buena disposición para el diálogo. El especialista agrega que: “es importante conocerse y saber cuándo va a reaccionar mal pues es saludable pedirle a la persona que hablen después”.
  4. Escucha atentamente: “Escuchar lo que la otra persona tiene que decirnos, pero de una manera en que no perjudique mis emociones o derechos”, expresa Aguilar. Si alguien le falta el respeto, debe exigirlo de manera educada y tranquila.
  5. Mantenga una postura calmada: No te sobresaltes cayendo en la agresividad. Aunque la otra persona grite, hay que mantenerse calmado.

La comunicación asertiva no solo es una manera de comunicarse, sino una actitud y a veces una estrategia. Hay momentos en que mostrarse de acuerdo con los argumentos del interlocutor le permitirá crear empatía con él o ella, aunque no cambie de postura.

Rafael Cedeño

Presidente Ejecutivo

Atrio Seguros.

En Twitter: @RafaelCedenoC