Ya has iniciado con tu modelo de negocios y seguramente se encuentra en crecimiento; también puede que hayas escuchado la frase “si tu negocio no se encuentra en internet, no existe”, y definitivamente es así. Es momento de iniciar con tu estrategia de marketing online.

Luego de pensar la estrategia que más te conviene, inicia con el registro de tus redes sociales. Recuerda que hasta tanto no tengas absolutamente todo definido, no es conveniente iniciar con publicaciones.

Un punto importante es que bien podrías contratar a un equipo de marketing digital; aunque muchos emprendedores prefieren ellos mismos hacerse con herramientas en estas áreas y así poder ellos mismos gestionar sus páginas web y redes sociales.

Existen muchos emprendedores que dividen su tiempo para atender el marketing online y las ocupaciones propias de su modelo de negocios. Para muchos se vuelve gratificante ver el crecimiento de su comunidad en las redes sociales y sobre todo recibir buenos comentarios de esos seguidores, sin embargo, nunca está demás recibir una asesoría de algún experto; no desperdicies la voz de un experto. Definitivamente podría ayudarte mucho, sobre todo en temas estratégicos.

Estrategias que podrías aplicar

Email marketing. Existen distintas estrategias/herramientas que podrías aplicar para tu modelo de negocios. Tú serás quien decida cuál utilizar de acuerdo a tu presupuesto.

Por ejemplo, el email marketing funciona de muy buena forma cuando se cuenta con una página web en donde se pueden realizar registros. Es una manera excelente de tener contacto con cada uno de los clientes; a través de esta herramienta podrás hacerle llegar información, promociones, invitaciones a eventos o contenido de interés a cada uno de ellos.

Marketing de contenidos. Si en todo caso prefieres el marketing de contenidos, estaríamos refiriéndonos entonces a una estrategia que en Estados Unidos es bastante reciente, pero que ha generado excelentes respuestas. La idea principal del marketing de contenidos es hallar nuevos clientes que se vean atraídos con contenido pensado especialmente para ellos.

Se trata de definir una comunidad/target a quienes se podrá dirigir estos contenidos de acuerdo a sus gustos e intereses y el objetivo final será realizar una conversión, iniciar alguna relación económica o prestar el servicio ofrecido -dependiendo sea el caso de tu modelo de negocios-.

SEO. Cuando realizas una búsqueda en Google, lo ideal sería salir entre los primeros lugares, definitivamente es lo que todos deseamos. Para lograrlo no es necesario gastar grandes cantidades de dinero, sólo necesitas una buena estrategia de SEO (Search Engine Optimization), es decir mejorar tus opciones ante los motes de búsqueda.

¿Cómo se logra esto? Primeramente, se trata de una buena identificación de la temática de tu página web; esto quiere decir que tu programador web debe mostrar a los rastreadores de Google las páginas exactas que debe indexar para definir el asunto de tu web.

Deberás tener en cuenta la forma en que tus clientes te buscan en Google para generar contenido que incluyan las palabras claves que les ayudarán a llegar a ti.

Redes sociales. No olvides que una de tus puertas de entrada son las redes sociales; define cuál de ellas te conviene más y cómo sacar mayor provecho de cada una de ellas.

Existen algunas otras herramientas que podrás poner en marcha, incluso de manera simultánea; sin embargo, en estas hallarás las que más te convienen para iniciar con una estrategia que a la larga podrá ser robustecida.