La innovación es una de las vértebras más importantes de las nuevas empresas. Sin ella es difícil pensar la sustentabilidad en un mundo cada vez más competitivo. Como proceso, innovar implica desarrollar metodologías y herramientas que impacten sobre procesos y necesidades. Para que podamos innovar con nuestro modelo de negocios, debemos ir identificando oportunidades que puedan dar pie al surgimiento de nuevos productos o servicios. Para ello, debemos tener un equipo dedicado a esta labor y que además siempre esté motivado al logro de resultados. Se debe apostar por el desarrollo de nuevas ideas y…